25800 pesos

en 12x 2150 pesos sin interés

Envío a nivel nacional

Conoce los tiempos y las formas de envío.

Stock disponible

Características principales

MarcaGrow Bags
ModeloHummus de Vacas Felices
Formato del fertilizanteLíquido
Volumen de la unidad10 mL
Peso de la unidad15 g

Otras características

  • Es producto orgánico: Sí

  • Es inflamable: No

Descripción

Humus Liquido Orgánico – Empaque con Dosificador

Impulsa y nutre hasta 100 Lechugas, Frutos Rojos, Flores y Hortalizas
Impulsa y nutre hasta 20 Frutales de Producción (Cítricos, Aguacates, Tomates)

Nuestra bovinasa orgánica es una concentración de abono natural sin contaminantes, metales pesados o petro-químicos. Los desechos naturales de las vacas son esterilizados con calor y, después, cargados con bio-estabilizadores orgánicos para asegurar un alimento asimilable y limpio para las plantas. Este alimento ancestral es ideal para plantas farmacéuticas, alimentos veganos, certificaciones orgánicas, y frutos de un alto nivel de azucares y vitaminas.

Nuestras vacas son felices porque se alimentan con una dieta orgánica y no se vacunan. Así que su abono es libre de contaminantes y trazas nocivas para salud del ser humano. Su dieta es diversa y el pasto es libre de pesticidas o herbicidas. Las condiciones son amplias y las vacas se sienten felices al ayudar en la fertilización de nuestros alimentos naturales.
Este abono es ideal para fertilizar huertas en casa, fincas, frutales, vegetales, flores y jardines de todos los estilos.

INSTRUCCIONES. Cuidado. altamente concentrado. Mantenga fuera del alance de niños o mascotas. Mezcle con agua viva, y riege de forma uniforme al rededor de la raíz o el plateo del árbol. Evite exceso o desperdicios de riego. Para mejores resultados, regar lentamente.

DOSIS: Mezclar 5 ml de hummus Vacas felices en un litro de agua. Preferiblemente aireada y estabilizada. 1 litro de mezcla impulsa y nutre entre 10 y 20 plantas. recomendado entre 2 - 5 veces cada 2 semanas.

COMPOSICIÓN MINERAL ORGÁNICA
_______________________________________________________________________
Carbono oxidable: 20,4 gr/L – es esencial para la actividad biológica del suelo. Proporciona recursos energéticos a los organismos del suelo (OS), mayoritariamente heterótrofos, en forma de carbono lábil (hidratos de carbono o compuestos orgánicos)

Potasio K20: 47 gr/L – se usa para mantener la presión de turgencia de la célula (lo que significa que evita que la planta se marchite prematuramente). Además, el potasio cumple un rol en la formación correcta de estomas (células usualmente ubicadas en el envés de la hoja, que se abren y se cierran para permitir la salida de vapor de agua y de gases residuales) y actúa como un activador de enzimas.

Calcio (Ca0): 9 gr/L – es fundamental para la permeabilidad de la membrana y la absorción de elementos nutritivos. El Ca forma parte de la estructura de las paredes y membranas de las células.

Magnesio: 3 gr/L – este elemento es la de átomo central en la molécula de clorofila. La clorofila es el pigmento que da a las plantas su color verde y lleva a cabo el proceso de la fotosíntesis; también interviene en la activación de un sinnúmero de enzimas necesarias para su desarrollo y contribuye a la síntesis de proteínas.

Silicio: 3,1 gr/L – Se ha comprobado que mejora la tolerancia a las sequías y retrasa la defoliación prematura de algunos cultivos que no se riegan y que puede mejorar la capacidad de resistencia de las plantas a las toxicidades de micronutrientes y de otros metales (por ejemplo, aluminio, cobre, hierro, manganeso, zinc, etc.). Además, se ha comprobado que el silicio ayuda a incrementar la resistencia del tallo.

pH: 6,49 – La acidez se mide en una escala de valores de pH que oscila entre 0 y 14, siendo el pH entre 5,5 y 6,5 el rango óptimo establecido para que exista una mayor disponibilidad de los nutrientes para la mayoría de los cultivos (con excepciones). El pH de la solución de riego es esencial para una correcta gestión de la fertirrigación. Un sistema que dosifique los fertilizantes y el ácido de manera estable, sin oscilaciones en el pH y conectividad, dará lugar a un buen desarrollo del cultivo y un aumento de la calidad y cantidad de la producción